Cambiemos resiste la regulación de la publicidad electoral en Facebook y Google

La ley de financiamiento político, que se debatirá este miércoles en el Senado, expuso la resistencia de Cambiemos a aceptar un artículo que establece que un porcentaje de la publicidad digital durante las campañas electorales deberá destinarse a medios argentinos.La resistencia de la Casa Rosada tiene que ver con la apuesta casi exclusiva de Marcos…

Cambiemos resiste la regulación de la publicidad electoral en Facebook y Google

La ley de financiamiento político, que se debatirá este miércoles en el Senado, expuso la resistencia de Cambiemos a aceptar un artículo que establece que un porcentaje de la publicidad digital durante las campañas electorales deberá destinarse a medios argentinos.

La resistencia de la Casa Rosada tiene que ver con la apuesta casi exclusiva de Marcos Peña de concentrar la publicidad oficial en las plataformas Facebook y Google, que durante la gestión de Cambiemos han crecido exponencialmente como destinatarios de las partidas publicitarias del gobierno.

Al comienzo del debate por la ley de financiamiento político, Adepa y la Asociación de Periodismo Digital (APD) presentaron a los senadores un proyecto para incorporar un artículo en la norma que favorezca a los medios digitales argentinos. Esta propuesta fue bien recogida por los legisladores del peronismo, del radicalismo y por Dalmacio Mera, el presidente de la comisión de Asuntos Constitucionales que lidera la discusión.

La propuesta de las entidades periodísticas establece que “del total de la inversión en publicidad en plataformas digitales y redes sociales, al menos un 50 por ciento deberá destinarse a sitios periodísticos digitales de producción nacional”. Esto es, medios de alcance nacional, provincial y local. La lógica propuesta replica en algún sentido la experiencia de la “cuota de pantalla” que en su momento se legisló para favorecer a las productoras de contenido audiovisual argentina y de hecho logró potenciar una industria cultural vibrante que ya produce contenidos de nivel global.

Se trata de una propuesta que está en línea con la tendencia de buena parte de los países más importantes del mundo, donde los gobiernos apuestan a proteger a los medios locales ante el avance desmedido de las plataformas globales, que no producen contenido local y además son herramientas indispensables para la diseminación de información y noticias falsas con fines electorales. 

Dalmacio Mera

Particularmente, en el mundo se empieza a prestar atención a la protección de los medios locales (sobre todo de ciudades más pequeñas), que son las mayores víctimas del fenómeno y que deriva en ciudades que no cuentan con medios de información propios, creando el lamentable resultado de regiones que son “desiertos mediáticos”. Ante esto, el peronismo pidió incorporar a la propuesta que un porcentaje de la publicidad vaya a medios del interior, pero el bloque de Cambiemos resiste la propuesta como reveló Infobae.

En el caso argentino, Facebook y Google han ganado fuerte presencia en la publicidad oficial de la mano de Cambiemos, a pesar de que no pagan impuestos, casi no tienen empleados y sus ganancias se van rápidamente.

En el plano electoral, en la última elección nacional, en 2017, el 30% de la publicidad fue a redes sociales (en 2011 fue 4%) mientras los medios periodísticos vieron caer su participación. Facebook, Twitter y Google fueron los principales destinatarios.

El fenómeno se repite en el reparto total de la publicidad oficial y explica la negativa de Cambiemos de regular lo que va a Facebook y Google. Lo que llama la atención de la actual resistencia a incorporar este artículo es que muchos senadores radicales estan a favor de la iniciativa.

Copyright La Politica Online SA 2019.

Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas.