El juez federal Ramos Padilla declaró ‘en rebeldía’ al fiscal Stornelli

Lo resolvió el magistrado luego de que no se presentara a declarar en el marco de la investigación que lo involucra junto al falso abogado Marcelo D’Alessio.El fiscal Carlos Stornelli fue declarado “en rebeldía” este miércoles, luego de no haberse presentado a declarar ante el juez federal Alejo Ramos Padilla, en el marco de la…

Lo resolvió el magistrado luego de que no se presentara a declarar en el marco de la investigación que lo involucra junto al falso abogado Marcelo D’Alessio.



El fiscal Carlos Stornelli fue declarado “en rebeldía” este miércoles, luego de no haberse presentado a declarar ante el juez federal Alejo Ramos Padilla, en el marco de la causa en la que se investiga una supuesta extorsión a un empresario agropecuario y la presunta red de espionaje por la que está detenido, procesado y con prisión preventiva el falso abogado Marcelo D’Alessio.

En la resolución, a la que tuvo acceso Clarín, Ramos Padilla le pidió también al Procurador General de la Nación, Eduardo Casal, “que, en el marco de su competencia específica como jefe del Ministerio Público Fiscal de la Nación y titular del ejercicio de superintendencia general sobre todos sus miembros, adopte las medidas necesarias para garantizar la comparecencia” de Stornelli.

Según trascendió, el jefe de los fiscales empezó a citar a empleados de la fiscalía de Stornelli tras el pedido de Ramos Padilla y se espera que próximamente lo haga con el propio fiscal de la causa de los cuadernos, quien deberá justificar por qué faltó a cuatro indagatorias.

El martes fue la tercera citación que Ramos Padilla le hizo a Stornelli, quien está imputado en la causa y presentó varios pedidos de nulidad de la investigación, ya que considera al magistrado incompetente para intervenir en el caso al sostener que los eventuales hechos delictivos que él niega habrían ocurrido en la Capital Federal y no en la ciudad balnearia de Pinamar.

En su fallo, el magistrado resaltó que “ninguno de los planteos formulados por Stornelli y su defensa justificaban la ausencia a las citaciones cursadas. Ni aquel en el que reclamó mi apartamiento –que fue rechazado in limine-, ni aquellos otros en los se requirieron nulidades, el apartamiento de una de las querellas o la incompetencia territorial, ya que ninguno de ellos permiten suspender el trámite del proceso”.

“En otras palabras, no resulta motivo válido para no concurrir a una citación por parte de la justicia la interposición de los distintos recursos procesales que pone a disposición el ordenamiento jurídico. Esos planteos pueden ser presentados pero de no autorizan al imputado a sustraerse de la convocatoria del tribunal”, agrega el magistrado.

Si bien recordó que la ley establece que “si un ciudadano cualquiera se ausenta injustificadamente de las citaciones judiciales para prestar declaración indagatoria, el Juez debe declararlo rebelde y forzarlo a comparecer”, reconoció que el de Stornelli “es un caso especial, porque se trata de un funcionario público al que las leyes le otorgan fueros”.

De todas formas, advirtió que esos fueros “no pueden ser utilizados para impedir el avance de una investigación penal” porque eso afectaría “el artículo 16 de Constitución Nacional que establece que todos los habitantes son iguales ante la ley”.

“Como consecuencia de la rebeldía que se habrá de disponer, de conformidad con la jurisprudencia de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, corresponde suspender el diálogo procesal entre el encausado y el tribunal, ya que la única petición admisible para quien se sustrae de la acción de la justicia es la exención de prisión, circunstancia que en el caso no resulta de aplicación en virtud de los fueros que se establecen en favor de los magistrados del Ministerio Público Fiscal”, agrega Ramos Padilla en su fallo.

El abogado de Stornelli, Roberto Ribas, explicó el martes a la salida de los tribunales de Dolores que su defendido “ha decidido no presentarse porque no encuentra garantías” en ese tribunal.

“Fundamentalmente en una cosa que es indudable: los hechos, de haber ocurrido, son de competencia de la Capital Federal. Eso lo planteamos y está planteado desde el 18 de febrero, el 28 de febrero y el 1 de marzo. Nunca vi tardar tanto en resolver una incompetencia”, señaló.

La causa se inició tras la denuncia formulada por el empresario Pedro Etchebest sobre una presunta extorsión por parte de D’Alessio para influir sobre el fiscal y no involucrarlo en la llamada “causa de los cuadernos K”, investigada por él y su colega Carlos Rivolo junto con el juez federal porteño Claudio Bonadio.

El juez Ramos Padilla también tiene encarcelados a los ex comisarios bonaerenses Aníbal Degastaldi y Ricardo Bogoliuk, a quienes D’Alessio acusó de haberlos involucrado en el caso. Se sospecha que ambos ex policías trabajan como agentes inorgánicos de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), aunque este organismo dijo que no lo hacen actualmente.

Miércoles, 27 de marzo de 2019