Riquelme rompió el silencio y cargó duro contra todos: las definiciones más fuertes

Después de que la Liga Profesional rechazara el pedido de Boca para modificar el día del partido ante San Lorenzo, Juan Román Riquelme rompió el silencio en el ciclo radial Argenzuela y habló de todo. Del rol de Marcelo Tinelli y el “Chiqui” Tapia, al escándalo en Brasil; pasando por las críticas a la Conmebol y…

riquelme-rompio-el-silencio-y-cargo-duro-contra-todos:-las-definiciones-mas-fuertes

Después de que la Liga Profesional rechazara el pedido de Boca para modificar el día del partido ante San Lorenzo, Juan Román Riquelme rompió el silencio en el ciclo radial Argenzuela y habló de todo. Del rol de Marcelo Tinelli y el “Chiqui” Tapia, al escándalo en Brasil; pasando por las críticas a la Conmebol y cómo está el plantel de cara a la tercera fecha que se jugará mañana a las 21 en la Bombonera. A continuación, las definiciones más filosas del vicepresidente del club.

“La vivimos de una manera lo más natural posible, pero con mucha preocupación por el partido de mañana. Nos preocupa que tienen que volver a jugar mañana. Primero tenemos que cuidar la salud, el estado físico. Se cometió la locura que jugaran viernes y sábado. Nunca se vio algo igual. Mañana les toca salir a la cancha de nuevo. Me preocupa, porque queremos cuidar el físico de los chicos”.

“Nunca se vivió una cosa igual, que te hagan jugar el viernes y te obliguen a jugar con los chicos el sábado. Ya no nos preocupa la salud de los nenes. Si se lastiman o no. Fue un milagro que jugaron viernes y sábado y tuvimos sólo un desgarrado. Fue una cosa increíble. Estaremos eternamente agradecidos al CT y jugadores. Han hecho un esfuerzo inmenso. Lo han hecho de maravillas. ¿Sabés cómo están? Se están masajeando todo para mañana. Queremos que nos dejen competir sanamente”.

¿Cuánto vale la verdad?

Tu apoyo es fundamental

“No nos creemos que somos muy buenos ni muy malos. Con el plantel profesional que tenemos nos tocará ganar, empatar o perder. Que nos dejen competir sanamente. No costaba nada. Dejemos el día sábado. Este partido con San Lorenzo no costaba pasar un día más. Era algo natural”.

El fútbol argentino es demasiado grande y lo tenemos que cuidar. Estemos de acuerdo o no. Hay que hablar las cosas que uno cree que no están bien, de buena manera. Lo más importante es ser solidario y, en el día de hoy, no costaba nada pasarlo para mañana o pasado. El jueves habrá partidos. ¿Qué costaba pasarlo un día más? Es una pena que tengan que jugar mañana cansados. Sé que lo harán de la mejor manera. Se van a tirar de cabeza. Van a jugar a la pelota, lo hacen bien. Me tengo que preocupar por la salud de los jugadores. Mañana tienen todo el riesgo de terminar lesionándose. Queremos competir. Hemos armado un buen grupo. Estamos contentos con el plantel y creemos que estamos en condiciones de competir bien”.

“No estamos contentos con la imagen (que dejó el partido con el Atlético Mineiro). Lo primero. Es fácil hablar de una silla. Pero termina el partido, vas caminando el pasillo, el de seguridad del estadio te empuja, te tira una piña. Los policías te tiran gases en la cara, te arde la cara. ¿Te defendés? ¿Qué hacés vos? Te estoy contando lo que pasó. Todo el plantel entero me dijo lo mismo. En Brasil vale todo. Tigre no salió a jugar el segundo tiempo. Tienen permitido hacer todo. Te cagan a palo. Todo. Nos cagaron a palo, pero no pasó nada porque ganamos la Copa. Yo jugué contra Palmeiras en 2001 y nunca viví una cosa igual. Decime si es normal ver a un presidente de un club ver tirar botellas como el de ellos. En Brasil vale todo. No le demos vuelta. Estamos viviendo unos días bastante importantes”.

Consultado sobre si hay una división en el fútbol argentino, Riquelme no esquivó las balas: “Habría que preguntarle a Marcelo (Tinello) o a Tapia. A mi me tocó ser profesional y nunca me hicieron jugar viernes y sábado. No importa la edad. Y a eso sumale los nervios, la responsabilidad de los nenitos de ponerse la camiseta de Boca y no hacer un papelón. Habían jugado el día anterior cansados. Tuvieron que salir a poner la cara. Fue maravilloso. Mañana corren riesgo de lesionarse. Hay que cuidar a nuestro fútbol. Hay que ser conscientes de que tenemos muchas cosas por mejorar y ser solidarios. No queremos ventaja. Queremos competir”.