Ridley Scott, el incansable: a los 84 años, el creador de Alien dice que quiere hacer un musical y un western

Hace cuatro años, cuando estaba a punto de cumplir 80, a Ridley Scott le preguntaron cómo mantiene el entusiasmo. “Es natural. Es parte de mi ADN”, respondió. También confesó que en 1979, cuando estaba filmando una de sus obras maestras, Alien, no imaginaba que a esta altura seguiría en carrera: “Ni pensé que estaría filmando.…

ridley-scott,-el-incansable:-a-los-84-anos,-el-creador-de-alien-dice-que-quiere-hacer-un-musical-y-un-western

Hace cuatro años, cuando estaba a punto de cumplir 80, a Ridley Scott le preguntaron cómo mantiene el entusiasmo. “Es natural. Es parte de mi ADN”, respondió. También confesó que en 1979, cuando estaba filmando una de sus obras maestras, Alien, no imaginaba que a esta altura seguiría en carrera: “Ni pensé que estaría filmando. Todavía estoy haciendo películas: soy un privilegiado”.

Ahora, al borde de los 84 (“Nunca pienso en eso”, dice sobre la edad) está cargado de planes diferentes a lo que hizo hasta ahora en su ya de por sí variada carrera. Así lo afirmó en una conferencia de prensa durante el Festival de Venecia, luego del estreno de El último duelo, su nueva película.

Los planes del cineasta

Matt Damon, Ben Affleck, Jodie Comer y Ridley Scott, en el estreno de “El último duelo” en Venecia. Foto EFE

“Tiendo a buscar material que no haya hecho antes”, dijo. “Estoy constantemente buscando algo que sea fresco y diferente. Nunca hice un musical. Nunca hice un western. Así que los estoy buscando ahora”. Ben Affleck y Jodie Comer, protagonistas de El último duelo, que estaban presentes en la conferencia, bromearon sobre el asunto.

Pero Scott parecía sincero en su entusiasmo por los musicales, y señaló a All That Jazz y Cabaret como sus favoritos. Incluso volvió al tema para elogiar a los pioneros de los musicales cinematográficos: “Gene Kelly era un atleta. También lo era Fred Astaire. Después de ver a esos tipos hacerlo, parece que nadie más es suficientemente bueno. Hasta Cabaret y All That Jazz“.

Una trayectoria notable

En 1977, Ridley Scott tuvo un gran debut con Los duelistas, un drama de época basado en un cuento de Joseph Conrad y protagonizado por Harvey Keitel y Keith Carradine. Dos años más tarde llegaba la primera de sus obras maestras: Alien, el octavo pasajero, que cambió el terror y las películas del espacio para siempre.

Thelma y Louise, una de las grandes obras de Ridley Scott.

En 1982, el sacudón fue para la ciencia ficción: con Blade Runner, Scott grabó definitivamente su nombre en el bronce de los directores más influyentes de la historia. Desde entonces, esas dos icónicas genialidades fueron copiadas una y otra vez.

Alien tuvo tres secuelas y un par de hijos bastardos (las dos Alien vs. Predator), pero su padre resistió a la tentación de volver a jugar con su criatura hasta 2012, con Prometeo, que transcurre antes de los sucesos de Alien.

El último duelo

“Siempre trato de no repetirme a mí mismo. Probablemente esa es la razón por la que siempre evité hacer secuelas: de alguna manera, naturalmente vas a tender a repetirte”, decía en ocasión del estreno de Prometeo, en la que rompió su propia regla.

La trayectoria lo avala: a lo largo de su formidable carrera filmó de todo, desde una fantasía como Leyenda hasta un drama épico como Gladiador, pasando por dramas clásicos al estilo de Thelma y Louise o Todo el dinero del mundo.

El último duelo es lo que acaba de estrenar Ridley Scott en Venecia.

Su nueva película, El último duelo, se estrenará en la Argentina el 14 de octubre. Es una historia de traición y venganza ambientada en Francia en el siglo XIV. Basada en hechos reales, la película “desentraña suposiciones de larga data sobre el último duelo sancionado de Francia entre Jean de Carrouges y Jacques Le Gris, dos amigos convertidos en rivales acérrimos”, según la sinopsis oficial.

La historia se centra en una acusación de Marguerite de Carrouges (Comer), la esposa de Jean de Carrouges (Damon), de que Le Gris (Driver) la agredió sexualmente. El destino de los tres debe decidirse en un duelo a muerte.

E.S.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA